jueves, 4 de junio de 2009

¿Quién fue Francis Schaeffer?

Reseña biográfica de Francis Schaeffer

Francis Schaeffer (30 de enero de 1912 - 15 de mayo de 1984) fue un teólogo Cristiano Evangélico Americano, filósofo, y pastor presbiteriano. Es muy famoso por sus escritos y la creación de la comunidad de L'Abri en Suiza. Opositor al modernismo teológico, Schaeffer promovió una fe protestante más ortodoxa y un enfoque presuposicionalista a la apologética cristiana, que a su juicio, respondía a las preguntas de nuestra tiempo. Un número de estudiosos acreditan que las ideas de Schaeffer ayudaron a encender el renacimiento del derecho cristiano en los Estados Unidos. La esposa de Schaeffer, Edith Schaeffer (Sevilla) se convirtió en una prolífica autora de sus propias ideas. Schaeffer es también padre del autor, pintor y director de cine Frank Schaeffer.

Educación y comienzos de la carrera

Schaeffer creció en Germantown, Pensilvania.
En 1935, Schaeffer se graduó con honores “magna cum laude” de Hampden-Sydney College. El mismo año se casó con Edith Sevilla, hija de padres misioneros que habían estado con la Misión China Inland fundada por Taylor Hudson. J. Schaeffer luego se matriculó en el Seminario Teológico de Westminster, en el otoño y estudió con Cornelius Van Til (apologética presuposicionalista) y J. Gresham Machen (doctrina de la infalibilidad).
En 1937, Schaeffer fue transferido al Seminario Teológico de la Fe, graduándose en 1938. Este seminario fue recién formado como resultado de una escisión en la Iglesia Presbiteriana de América (en la actualidad la Iglesia Presbiteriana Ortodoxa) y la Iglesia Presbiteriana de la Biblia, una denominación presbiteriana más identificada con el cristianismo fundamentalista y premilenialista. Schaeffer fue el primer estudiante de posgrado y el primero en ser ordenado en la Iglesia Bíblica Presbiteriana. Pastoreó en Pensilvania (Groove City y Chester) y en San Louis, Missouri. Más tarde salió de la IBP y se unió a la menos radical, la Iglesia Presbiteriana Reformada, Sínodo Evangélico, precursora de la Iglesia Presbiteriana en los Estados Unidos.
En 1948, la familia de Schaeffer se trasladó a Suiza y en 1955 creó la comunidad llamada L'Abri (en francés "El Abrigo").
En 1954, Schaeffer fue galardonado con el Grado Honorario de Doctor en Divinidad en el Highland College, de Long Beach, California. Seguido de esto, pidió que lo llamaran “Dr. Schaeffer”.
En 1971, Schaeffer recibió el grado honorario de Doctor en Letras de Gordon College en Wenham, Massachusetts.
En 1982, John Warwick Montgomery nominó a Schaeffer para el grado honorario de Doctor en Derecho, que fue conferido en 1983 por la Escuela de Leyes Simon Greenleaf, Anaheim, California, en reconocimiento de sus escritos apologéticos y su ministerio.

Apologética

El enfoque de la apologética cristiana de Schaeffer fue influenciado principalmente por Herman Dooyeweerd, Edward John Carnell, y Cornelius Van Til, pero no se le conoce por ser un estricto presuposicionalista en la tradición de Van Till. En un artículo en 1948 La Biblia de hoy, Schaeffer explica su propia apologética y la forma en que anduvo un camino intermedio entre evidencialismo y presuposicionalismo. J. Budziszewski resume este enfoque en un artículo escrito:
”Los Presuposicionalistas, sostuvo, tienen razón al afirmar que, en última instancia, los sistemas de pensamiento cristiano y anti-cristiano son absolutamente opuestos. Por otra parte, los evidencialistas están en lo correcto al afirmar que entre los sistemas de pensamiento cristiano y anti-cristiano siempre hay un punto de contacto. La razón de este punto de contacto, argumentó, es que los no creyentes no pueden llevar a ser totalmente consistentes con sus propias presuposiciones, y esta discrepancia es un resultado común de la gracia. "Así, ilógicamente", escribió, "los hombres han aceptado en sus cosmovisiones diversas cantidades de lo que es nuestro. Pero, aun por ilógico que sea, está ahí y podemos recurrir a ello."
Schaeffer llegó a utilizar esta vía como la base de su método de evangelización que él llamó Derribando el Piso de Arriba. Un ejemplo de EL Piso de Arriba en forma escrita se puede encontrar en el trabajo de Schaeffer titulado Muerte en la Ciudad. Nancy Pearcey describe dos libros de Schaeffer, Huyendo de La Razón y El Dios que está presente, de esta manera:

”En estos libros, Schaeffer explica la histórica división de estos dos conocimientos, a menudo referida como el hecho / valor división. También describe su método apologético, que combina elementos tanto del evidencialismo como del presuposicionalismo.”


Legado

Hoy, a veinticinco años de su muerte, sus enseñanzas siguen en el mismo ambiente informal en la Fundación Francis A. Schaeffer en Gryon, Suiza. Es dirigido por una de sus hijas y yernos, en menor escala, como alternativa a la original Fraternidad Internacional L'Abri, que sigue funcionando cerca de Huemoz-sur-Ollon y otros lugares en el mundo. Por otra parte, el hijo de Schaeffer, Frank inicialmente apoyó las ideas de su padre y su programa, pero desde entonces se ha distanciado mucho de los puntos de vista anteriores y se ha convertido a la Iglesia Ortodoxa Griega.

El Seminario Teológico Covenant ha establecido el Instituto Francis A. Schaeffer dirigida por un miembro fundador de L'Abri, el Inglés Jerram Barrs. El objetivo de la escuela es entrenar cristianos que demuestren compasión y defiendan razonablemente lo que consideran los preceptos de Cristo en toda la vida.

Schaeffer popularizó, en el contexto moderno, una perspectiva conservadora, puritana y reformada.

Activismo político

A Francis Schaeffer se le acredita el ayudar a volver a encender el activismo político entre los evangélicos protestantes y fundamentalistas, a fines de los 70´s y principios de los 80´s, especialmente en relación al tema del aborto. Schaeffer llamó a desafiar a lo que consideraba la creciente influencia del humanismo secular. Los puntos de vista de Schaeffer se expresaron en dos trabajos, su libro titulado El Manifiesto Cristiano, así como una serie de películas, ¿Qué le ha estado pasando a la Raza Humana?


El Manifiesto Cristiano

El Manifiesto Cristiano de Schaeffer se publicó en 1981. El título del libro propuso la posición de su tesis como una respuesta cristiana a El Manifiesto Comunista y al Manifiesto Humanista, documentos de 1933 y 1973 respectivamente. El diagnóstico de Schaeffer es que el declive de la civilización occidental se debe a que la sociedad se ha convertido cada vez más liberal, lo que resulta en un cambio "de un mundo que era por lo menos vagamente cristiano en la memoria del pueblo hacia algo totalmente diferente". Schaeffer sostiene que hay una lucha filosófica entre el pueblo de Dios y los humanistas seculares.

Asimismo, en un sermón titulado "El Manifiesto Cristiano", Schaeffer define el humanismo secular como la cosmovisión donde "el hombre es la medida de todas las cosas", y en el libro afirma que los críticos del derecho cristiano pierden el enfoque al confundir "religión humanista" con humanitarismo, las humanidades, o el amor de los seres humanos. Describe el conflicto con el humanismo secular, como una batalla en que "estas dos religiones, el cristianismo y el humanismo, se enfrenta una contra otra como totalidades". Él escribió que la disminución del compromiso con la verdad objetiva que se percibe en las diversas instituciones de la sociedad "no es a causa de una conspiración, sino porque la Iglesia ha abandonado su deber de ser la sal de la cultura." Schaeffer explica:

Un verdadero cristiano en la Alemania de Hitler y los países ocupados, debería haber desafiado a la falsedad y confrontado al estado y escondido a los vecinos judíos de las tropas alemanas de la SS. El Gobierno había anulado su autoridad, y no tenía derecho a hacer ninguna demanda.

Además, sugiere que se utilice tácticas similares para detener el aborto (desafiar a la autoridad en aquellas cosas que están bíblicamente incorrectas). Pero Schaeffer argumenta que no está hablando de una teocracia:

“Los funcionarios del Estado deben saber que estamos hablando seriamente acerca de detener el aborto... En primer lugar, debemos dejar en claro de que en ninguna manera estamos hablando de algún tipo de teocracia. Permítanme ser enfático al decir que Witherspoon, Jefferson, los Fundadores de América no tenían ninguna intención de establecer una teocracia, y aunque se estableció por la Primera Enmienda, que el origen de la ley debería estar basado en la Biblia, debemos continuamente hacer hincapié en el hecho de que no se trata de algún tipo de teocracia (ya que la misma Biblia considera la existencia de gente en el mundo no interesada en servir a Dios)”.

5 comentarios:

  1. TUVE LA FORTUNA DE TENER COMO MAESTRO DE MICRO Y MACRO ECONOMIA POLÍTICA AL PADRE SHAEFFR POSIBLE FAMILIAR DEL REVERENDO FRANCIS.
    El subdesarrollo espiritual de los pueblos cristianos se debe a los falsos valores del fideísmo bíblico que promueve la religión chatarra judeo cristiana en que hemos sido adoctrinados desde la infancia. Es hora de impulsar nuestro desarrollo espiritual, promoviendo los valores supremos de la trascendencia humana y la sociedad perfecta que promueve el humanismo secular cristiano: www.scribd.com/doc/17694382/EL-HUMANISMO -SECULAR -CRISTIANO -Y -EL -DESLINDE -OBJETIVO -DEL -CAMINO -ECUMÉNICO

    ResponderEliminar
  2. BREVE CRÍTICA AL PROFETISMO JUDÍO DEL ANTIGUO TESTAMENTO: La relación entre la fe y la razón expuesta parabolicamente por Cristo al ciego de nacimiento (Juan IX, 39), nos enseña la necesidad del raciocinio para hacer juicio justo de nuestras creencias, a fin de disolver las falsas certezas de la fe que nos hacen ciegos a la verdad mediante el discernimiento de los textos bíblicos. Lo cual nos exige criticar el profetismo judío o revelación para indagar la verdad que hay en los textos bíblicos. Enmarcado la crítica al profetismo judío en el fenómeno espiritual de la trasformación humana, abordado por la doctrina y la teoría de la trascendencia humana conceptualizada por la sabiduría védica, instruida por Buda e ilustrada por Cristo; la cual concuerda con los planteamientos de la filosofía clásica y moderna, y las respuestas que la ciencia ha dado a los planteamientos trascendentales: (psicología, psicoterapia, logoterápia, desarrollo humano, etc.), y utilizando los principios universales del saber filosófico y espiritual como tabla rasa a fin de deslindar y hacer objetivo “que es” o “no es” del mundo del espíritu. Método o criterio que nos ayuda a discernir objetivamente __la verdad o el error en los textos bíblicos analizando los diferentes aspectos y características que integran la triada preteológica: (la fenomenología, la explicación y la aplicación, del encuentro cercano escritos en los textos bíblicos). Vg: la conducta de los profetas mayores (Abraham y Moisés), no es la conducta de los místicos; la directriz del pensamiento de Abraham, es el deseo intenso de llegar a tener: una descendencia numerosísima y llegar a ser un país rico como el de Ur, deseo intenso y obsesivo que es opuesto al despego de las cosas materiales que orienta a los místicos; es por ello, que la respuestas del dios de Abraham son contestatarias de los deseos del patriarca, y no tienen nada que ver con el mundo del espíritu. La directriz del pensamiento de Moisés, es la existencia de Israel entre la naciones a fin de llegar a ser la principal de todas, que es opuesta a la directriz de vida eterna o existencia después de la vida que orienta el pensamiento místico (Vg: la moradas celestiales, la salvación o perdición eterna a causa del bien o mal de nuestras obras en el juicio final de nuestra vida terrenal, abordadas por Cristo); el encuentro cercano descrito por Moisés en la zarza ardiente describe el fuego fatuo, el pie del rayo que pasa por el altar erigido por Moisés en el Monte Horeb, describe un fenómeno meteorológico, el pacto del Sinaí o mito fundacional de Israel como nación entre las naciones a fin de gobernar y unir los doce tribus en una sola nación y hacer de Israel la principal de todas las naciones por voluntad divina, descripciones que no corresponden al encuentro cercano expresado por Cristo al experimentar la común unión, la cual coincide con la descrita por los místicos iluminados: “El Padre y Yo, somos una misma cosa”. Las leyes de la guerra dictadas por Moisés en el Deuteronomio causales del despojo, exterminio y sometimiento de las doce tribus cananeas, y del actual genocidio del pueblo palestino, hacen evidente la ideología racista, criminal y genocida serial que sigue el pueblo judío desde tiempos bíblicos hasta hoy en día__ Discernimiento que nos aporta las pruebas o elementos de juicio que nos dan la certeza que el profetismo judío o revelación bíblica es un mito perverso semillero del mal que enerva a sus ilusos seguidores provocándoles alucinaciones, enajenación, histeria y paranoia, impidiendo su desarrollo espiritual. http://www.scribd.com/doc/33094675/BREVE-JUICIO-SUMARIO-AL-JUDEO-CRISTIANISMO-EN-DEFENSA-DEL-ESTADO-LA-IGLESIA-Y-LA-SOCIEDAD

    ResponderEliminar